alcaldia de yopal para pienza decide
Nuestro canal en youtube PrensaLibreCasanare

De Frente - Leíto

De Frente - Leíto
Por Medina Gómez *

Lo dije en mi pasada columna: CEIBA es una repugnante vergüenza. Acabamos de presenciar a una montonera de policías sacando custodiada a Clarena López Anaya, alias “la samaria”, de las oficinas de esa empresa. Decenas de excitados parroquianos, con ojos desorbitados y los puños en alto, le querían escupir la cara y linchar.

Coléricos con lo que allí está pasando. Es la prueba de que en esa Cueva de Rolando todo funciona al amaño de sus creadores y de que se siguen robando los recursos públicos de miles de ciudadanos.

En este espectáculo hubo otro protagonista principal en el libreto: Leíto. Así, tierna y cariñosamente, le dicen. Gritando a voz en cuello que “soy el alcalde y jefe natural de CEIBA” Leonardo Puentes Vargas se tranzó en una morbosa y acalorada pelea verbal con alias “la samaria”. Con varios escuderos a bordo, alegaba que él sí podía estar en esa Junta Directiva para “salvaguardar el patrimonio de los yopaleños”.

Cuando uno escucha esto, inmediatamente deduce que también Puentes está convencido de que en CEIBA hay un complot, un pacto delincuencial encabezado por su gerente. Por lo tanto, alcalde, usted debe demandar penalmente a alias “la samaria” y sus secuaces. De lo contrario nos está enviando a los ciudadanos un claro mensaje que sus rabietas no dejan de ser “puro tilín tilín y nada de paletas”. Rabietas.

La sesión de Junta Directiva se disolvió. Desafiando al primer mandatario, los empleados de CEIBA respaldaron a Clarena. El alcalde, bastante molesto y cabizbajo pero vitoreado en la calle por sus fieles “hombres y mujeres de verde” obviamente reclamó para sí este asalto.

Alcalde: la manera de imponer autoridad no es irrumpiendo a la fuerza en las oficinas donde no lo invitan. Respaldado por hordas de frenéticos y peligrosos seguidores. Queriendo imponerse a como dé lugar. Su comportamiento nos recuerda las novelescas y grandilocuentes apariciones públicas del destituido alcalde John Jairo Torres Torres, alias “john calzones”. Tal cual. Pero, haber: usted, supone uno, está hecho de otra arcilla.

Acabar no sólo con la podrida CEIBA sino con otros gigantescos sapos venenosos que no lo dejan gobernar, exige serenidad e inteligencia. Los intereses generales de miles de ciudadanos están por encima de los de un puñado de personajes que insisten en seguir delinquiendo. Pero, lejos de las acciones de hecho, hay herramientas legales que pueden desbaratar la maquinaria de no solo de la medusa CEIBA sino de otras que hay dentro de la alcaldía ¡Búsquelas y póngalas a funcionar!

La manipulación de miles de millones de pesos, agrupados en CEIBA hay que pararla. Esta mafiosa empresa -creada en diciembre de 2015 por el exalcalde Jorge García, con la complicidad de algunos de sus secretarios y los concejales de entonces- tiene dominio presupuestal de las más importantes empresas de servicios públicos de la ciudad. Son toneladas de millones puestos en una sola bolsa. Simple: así, el accionar de los bandidos se facilita. Para robar más fácil, sus garras no tienen que ir de aquí para allá.

Ahora, en el increíble episodio del atornillado, perverso y mediocre gabinete que tiene el nuevo alcalde –funcionarios puestos por Zoila Rosa Angulo Rodelo, alias “la dotora”, que igual que “la samaria” siguen parapetados en la Ley de garantías electorales para no renunciar- lo que toca es hacer respetar y valer los derechos que se desprenden de la elección popular del alcalde Puentes. Fueron miles los que le dieron luz verde para gerenciar la ciudad. Por lo tanto, ¡nombre un gabinete alterno! De su total confianza. No le de miedo hacerlo. Deje el terror con las “ias”. Asuma las consecuencias de esa valerosa decisión. La ciudadanía y la ley lo van a respaldar. Resultaría grave que poco a poco la gente pierda la fe en su gobierno.

Y, alcalde, se lo digo con mucho respeto, pero con temple: no gobierne con su familia. Manténgala lejos del poder y la ambición. Siempre pasa que el círculo familiar quiera imponer sus intereses a los de la comunidad. Reúnase, claro, con su madre Esperanza, Álvaro su padre, su tía Julieta, su primo Rodolfo, su héroe el senador Jorge Prieto, Camilito el hijo del senador.

Pero para tratar, por decir, asuntos leves, pueriles. Si se quiere etéreos. De los que hablan millones de familias. El próximo bautizo, matrimonio, cumpleaños. Los cachos de fulana, el auto nuevo, el perfume de moda, el viaje a tal o cual lugar, la película por ver…

Aconsejado por sus voces, no tome decisiones administrativas ni menos decida con ellos el presupuesto de la ciudad y de la gente. Eso es lo que, descarada y puniblemente, han hecho sus predecesores. Y, claro, los gobernadores de turno.

Me quedó sonando la frase de Leonardo “estoy aquí para salvaguardar el patrimonio de los yopaleños”. Que tan bueno sería que eso sea cierto. La gente volvería a recuperar la confianza en sus gobernantes. A creer en héroes, y paladines justicieros. Así estén disfrazados de verde. Digo yo.

*Periodista



La sección de OPINIÓN es un espacio generado por Editorialistas y no refleja o compromete el pensamiento ni la opinión de www.prensalibrecasanare.com


Comentarios

Cerrar
Cerrar