Nuestro canal en youtube PrensaLibreCasanare

Crecen los casos de Chikungunya en Casanare. Dengue también aumenta

Crecen los casos de Chikungunya en Casanare. Dengue también aumenta
Según Fernando Torres, médico epidemiólogo de la Secretaria de salud de Casanare, 113 casos reportados de Chikungunya se registraron en la última semana.
Los casos se registran principalmente en Yopal (45%) y Villanueva (30%).

La semana anterior se habían reportado 67 casos, por lo que se espera que el brote de la enfermedad siga creciendo y que al finalizar el año se llegue a unos 3.000 casos.

“El virus está transmitiéndose autóctonamente y la presentación de la enfermedad crece de manera explosiva”, afirmó el profesional de la salud.

Se continúa haciendo énfasis en el fortalecimiento de las medidas de prevención para evitar la proliferación del vector eliminando los criaderos, de igual forma, tener presente los síntomas y signos de alarma, consultando al médico de forma oportuna y diciendo no a la automedicación.

La enfermedad puede ser aguda, subaguda y crónica y se caracteriza por fiebre, dolor severo en articulaciones y lesiones en piel. El dolor en las articulaciones puede persistir de forma intermitente durante varias semanas, a meses, ser severo e incluso puede ocasionar rigidez en las mismas.

Por el momento no se conoce un medicamente que cure el mal, ni vacunas para esta enfermedad y el tratamiento se concentra en aliviar los síntomas de las personas que resultan afectadas. El principal factor de riesgo para la expansión del virus del Chikungunya en el departamento son los criaderos del zancudo Aedes aegypti (también transmisor del dengue) en los lugares donde viven las personas.

Es importante resaltar que buena parte de la responsabilidad en la promoción, prevención y control del zancudo transmisor del dengue y Chikungunya, es de la comunidad, de los cuidados que se adopten en familia para evitar el agua estancada en recipientes, materas llantas o envases que con el correr de los días se convierten en el lugar ideal para el criadero del zancudo.

Como no existe tratamiento específico para este tipo de enfermedad, las únicas medidas de bajo costo, muy sencillas y que deben realizar cada uno de los habitantes en el departamento son las que se describen a continuación:

• Reordenamiento del medio en donde se incluya limpieza de zonas verdes, recolección de basuras e inservibles (llantas, tarros, tapas entre otros), poda de árboles, inspección de tejados, mantenimiento de canales, canaletas y parques.

• Corregir las fallas que se puedan presentar en los sistemas de drenaje de agua en la vivienda. No deben existir zonas inundables o de acumulo de agua en los barrios.

• Vigilar que los tanques elevados se encuentren debidamente tapados.

• Si existe presencia de botellas rotas colocadas sobre los muros inspeccionar que las mismas no acumulen agua.

• Cada una de las unidades sanitarias de las viviendas deben estar tapadas y en el evento que las mismas se encuentren fuera de servicio se deben cubrir con tapas o plásticos.

• Ante la existencia de floreros o recipientes con plantas acuáticas se deben inspeccionar regularmente verificando la no existencia de larvas.

• Inspeccionar constantemente los bebederos para animales, tanques bajos o cualquier tipo de depósito de agua en las viviendas, a través de una rutina de inspección (cada tres (3) días) evitando la presencia de formas inmaduras del vector (larvas, pupas, “porrones”) y del zancudo transmisor del dengue en nuestro hogar.

Cualquier elemento (independientemente de su material) que presente características para almacenar agua puede ser un potencial criadero para el vector transmisor del dengue y Chikungunya.


Comentarios

escucha radio online
Cerrar
Cerrar